A VECES… (Alberto Meléndez)

Posted on

A veces creo que mi trabajo no tiene sentido. A veces me siento un intruso, un farsante… Entro en la vida de las personas, de las familias, en un momento especialmente frágil. Sí, soy bien recibido. Y luego el agradecimiento sincero carga mis pilas. De energía. De vanidad. De argumentos…

A veces creo que formo parte de la rueda que tanto critico. A veces siento que el dolor del otro no me alcanza, no me penetra. Solo lo observo mientras paso tiempo en cosas banales. Aliviar el sufrimiento a veces no es fácil. Casi nunca. Y cuando se profesionaliza, cuando se protocoliza, cuando se convierte en un formulario….

Muchas veces siento que priorizo la atención sobre el acompañamiento, la discreción sobre la palabra, el bosque sobre el árbol. La medicina frente al remedio.

Hoy es un día de esos.

Hoy se ha ido Bego. Hace un rato. En su casa. Con sus padres, uno a cada lado. Con su melena teñida de rojo como último acto de rebeldía. Con 40 años recién cumplidos. Con el permiso de su madre que se lo ha ido dando al oído desde que hace menos de 48 horas comenzara su sueño final. Con su padre al lado. Como siempre. Con su belleza intacta que la enfermedad no hizo sino acentuar. Con su mirada. Que se clava hoy en la mía como hace tres meses, cuando la conocí. Cuando dijeron que no se podía hacer más. Cuando nos preguntó enfadada qué íbamos a hacer, que basta de pruebas, que basta de “pirulas”, que basta..

Y tres meses después yo hoy también estaba allí. Como un grafiti en un cuadro de Velázquez. Pintura menor sobre Pintura mayúscula. Como un buceador en la luna. Equipado para nada. Con la incomodidad de quien sabe que sobra y que sabe que nadie le dirá que sobra.

Tres meses después. Con el recuerdo lejano de esos tres meses. En los que Bego pudo volver a reír, pudo volver a bañarse en su playa de Zarautz, donde creyó incluso que todo era un error, que ella podría con ello. Mi mente se aferra a esos recuerdos alegres buscando justificar y sanar lo que siento.

Hoy es un día de esos en los que me enfrento con mi finitud, con mi incapacidad, con mi frustración. Días en los que dudo de todo, del sistema, de los fármacos, de mí. Días en los que se reafirma en mi alma que lo que vale son las personas, el contacto, la relación honesta. Que los programas, servicios, planes, protocolos… sirven a otros intereses, no al enfermo. No a Bego.

Hoy es un día de esos.

Se (me) pasará.

(Antes de terminar esta entrada me han hecho una visita. Una amiga, una compañera, una enfermera. Me ha “leído” el blog en los ojos. Y, como es buena amiga, no me ha dado ánimos, no le ha quitado importancia a mis dudas, no me ha regalado con palabras amables. Ha hecho más. Me he sentido con permiso para tener estos días… )

Anuncios

47 comentarios sobre “A VECES… (Alberto Meléndez)

    Maribel escribió:
    02/08/2017 en 00:08

    Gracias Alberto. Tras tus palabras puedo leer mucha verdad.

      albertoenblogalta respondido:
      02/08/2017 en 20:44

      Pues eso seguro. Que es “mi” verdad. Y me alegro que te hayan gustado o al menos “movido”…
      Un beso.

      M@ Dolors escribió:
      02/08/2017 en 21:51

      Ufff comparto estos sentimiento….gracias por ponerle palabras

        albertoenblogalta respondido:
        02/08/2017 en 22:03

        Gracias a ti por leernos y comentar. Un abrazo.

      Lola Mendo escribió:
      09/08/2017 en 15:10

      A veces nos perdemos en los entresijos de la vida y perdemos de vista lo que de verdad importa. La vida, única, intransferible y finita

        albertoenblogalta respondido:
        09/08/2017 en 17:04

        Gracias Lola.

    Mire escribió:
    02/08/2017 en 14:09

    Si no tuvieras estos días y te plantearas que más se podría haber hecho con cada persona que atiendes, estarías perdiendo humanidad..Gracias por enseñarnos a cuestionarnos.

      albertoenblogalta respondido:
      02/08/2017 en 20:43

      Miren, con todas estas dudas también tengo certezas en las que me apoyo. Y tú sabes de ellas. Y tú eres una de ellas… UN BESO:

    Aratzi escribió:
    02/08/2017 en 17:25

    A veces reina la profesión en su forma más técnica, otra veces reina nuestra parte más humana…esa es la que lo hace más complicado . Pero sin ella, Alberto no sería Alberto. Nunca he visto un buceador en la luna más útil. Sigue escribiendo cuando tengas algo que decir.

      albertoenblogalta respondido:
      02/08/2017 en 20:34

      Gracias Aratzi. A veces solo tengo cosas que “decirme”. La verdad es que no creo que tenga mucho valor lo que digo. O quizá sólo el valor de poner más o menos bonito lo que nos es común sentir y es difícil hablar… Un besazo!!!

    Pilar Ribera escribió:
    02/08/2017 en 18:42

    Me siento muy identificada en este texto… le dejó una frase que me regalaron en uno de esos días que todos tenemos y que tengo grabada a fuego… “Conozca todas las teorías, domine todas las técnicas, pero al tocar un alma humana sea apenas otra alma humana”
    Enhorabuena por la reflexión.

      albertoenblogalta respondido:
      02/08/2017 en 20:41

      Gracias Pilar. Me encanta la frase. Porque lo contrario, atender sin conocer teorías o técnicas, tiene tanto peligro como lo contrario… En fin. Un beso.

    Pilar escribió:
    02/08/2017 en 20:16

    En el 2013 también entró en nuestras vidas, en nuestra casa ,otro Alberto. Fue por poco tiempo,pero cuanto agradecí vuestras visitas,el apoyo y los cuidados hacia mi padre y hacia nosotros. Pilar,Alberto,pasa el tiempo,el dolor se va mitigando,pero los recuerdos de esos días,no se olvidan. Gracias por todo y a todos. Gracias Alberto Meléndez por expresarnos tus sentimientos..!!

      albertoenblogalta respondido:
      02/08/2017 en 20:40

      Es curioso cómo a veces se nos invita a “olvidar” cuando es “re-cord-ando”, esto es, volviendo a pasar por el corazón la experiencia vivida, como podemos aprender de ellas y crecer…
      Un besazo.

    Pilar Arroyo escribió:
    02/08/2017 en 20:31

    Gracias por compartirlo, Alberto. Me ha llegado hondo.

      albertoenblogalta respondido:
      02/08/2017 en 20:37

      Gracias Pilar. Supongo que incluso en agosto el tratar con personas frágiles nos mantiene sensibles… Un besazo!!!

    Isa escribió:
    02/08/2017 en 20:36

    Cómo bien dices Alberto, lo importante es la persona, el contacto, la relación honesta, la escucha , ese silencio tan comunicativo, esa mirada con la que sientes la conexión de las almas…Es entonces, cuando sientes q la persona te está permitiendo acompañarle en la preparación de su gran viaje y en el momento de la partida. El poder vivir esto, es el mejor regalo que te puede hacer el universo. Y tú Alberto, consigues conectar con el alma de las personas. Eres un afortunado ” Vice”. Un fuerte abrazo

      albertoenblogalta respondido:
      02/08/2017 en 20:47

      Isa, ciertamente me siento un afortunado. Pero tb comprometido. Afortunado de encontrar a gente como tú. Y responsabilizado en facilitar a otros que tengan la suerte que tenemos nosotros. Porque todos tenemos la obligación de ser felices!!!
      Aunque sea en un quirófano!!! 😉
      Un beso!!

    karlaihh escribió:
    02/08/2017 en 21:13

    Estimado doctor, no le conozco.
    Pero yo soy medica y hace muy poco murió mi madre de cáncer de páncreas, sin nada que se pudiera hacer. Más que eso acompañarla, como lo hice toda mi vida.
    Tuve la fortuna de también ser acompañada por la Dra Osio, de cuidados paliativos en México.
    Y como medico y como familiar me ha conmovido.
    Gracias a todos los que se dedican a la labor. Bendiciones a su vida.

      albertoenblogalta respondido:
      02/08/2017 en 21:18

      Gracias a ti por tu comentario. Es un poco “apabullante” que pueda ser leído uno tan lejos. Estos sentimientos no tienen fronteras. Un abrazo fuerte!!

    Yolanda Reyes Correa escribió:
    02/08/2017 en 22:14

    Alberto, me quedo facinada con sus publicaciones, hasta los comentarios tienen algo que me hace leerlos con gran admiracion. El libro la rueda de la vida, cambio mi sentido de la vida. Sus publicaciones con mucho sentido que aveces no entiendo pero que me atraen. Saludos desde Gomes Palacio, Dgo. México

      albertoenblogalta respondido:
      03/08/2017 en 06:46

      Gracias Yolanda. Tan lejos y tan cerca… un abrazo!

    estigamboa escribió:
    02/08/2017 en 22:17

    Alberto hoy es un día duro, tienes derecho a sentirte mal por ello. Eso te hace humano, digno de tu profesión. ¿Que hay de malo en dudar del sistema, de la medicina, de nuestras capacidades? Nada…..dudar es buscar una manera de hacerlo mejor.
    Un abrazo virtual que te acompaña en estos momentos. Besos

      albertoenblogalta respondido:
      03/08/2017 en 06:48

      Gracias Esti. Tú vivirás esto a menudo porque decidiste estar más cerca de los ciudadanos “pacientes” y “activarlos” para que sean parte de la solución y no un problema… GRACIAS

    Horten escribió:
    02/08/2017 en 22:56

    Como me he sentido identificada con tus palabras,sigue escribiendo que es bueno compartir para poder seguir aprendiendo

      albertoenblogalta respondido:
      03/08/2017 en 06:49

      Bueno. Probablemente sea más compartir que aprender. Pero creo que eso me ayuda. GRACIAS

    Flor escribió:
    03/08/2017 en 03:16

    Hoy ha sido para mí uno de esos días y al leerlo me he sentido con permiso de tener este día.
    Gracias!

      albertoenblogalta respondido:
      03/08/2017 en 17:56

      Hola Flor. Pasará el día pero no lo que te trajo. Un beso!! Y gracias!!!

    Sara escribió:
    03/08/2017 en 06:35

    Hola Alberto estupendas palabras que reflejan unos sentimientos con los que me identifico.

    Un placer volver a saber de tí, residente asturiana en servicio de paliativos, que tuve la suerte de compartir contigo y tu equipo una semana en Pamplona hace ya unos años. Un abrazo

      albertoenblogalta respondido:
      03/08/2017 en 17:57

      Pues hace años sí. Espero que sigas como te conocí. Y gracias por comentar!!!

    Yolanda escribió:
    03/08/2017 en 13:15

    Desde tu lado del mostrador, a tu lado, otra enfermera que ha sentido en su piel eso mismo que has dicho tan bellamente.
    Desde las lagrimas que golpean mis ojos muchas veces me he sentido impostora y solo dejando salir esas lagrimas junto a “ellos” he vuelto ha saber porque hago lo que hago y cuanto he de agradecerles por hacer que mi vida se llene de.sentido.

      albertoenblogalta respondido:
      03/08/2017 en 17:55

      Gracias Yolanda. Todos aspiramos a ser felices. Y cuesta…

    Maite escribió:
    03/08/2017 en 19:59

    Me encanta. me gusta que te sientas de sobra y lo sepas, eso demuestra tu humildad, aunque seguramente no estás de sobra en ninguno de los casos, me encanta que no engañes a los pacientes, que te sientas integrado en esas familias. Tienes una gran suerte de haber elegido esa especialidad tan necesaria, reconfortante y satisfactoria a pesar de los pesares… Un abrazo y gracias!

      albertoenblogalta respondido:
      05/08/2017 en 09:57

      Tengo suerte, sí. Gracias!!

    bastayamalaga escribió:
    05/08/2017 en 09:17

    Reblogueó esto en BASTA YA.

    Guillermo Zurita escribió:
    05/08/2017 en 10:34

    Cuando uno se implica en la relación de ayuda, cuando no ponemos el escudo la crudeza de la realidad que vivimos en nuestra profesión impacta intensamente… Bendita implicación, gracias a ella podemos hacer todo lo que no son protocolos, fcos o cirugías. Compartir el amor con nuestros pacientes aunque nos pase eso, creo que es la forma más honesta de hacer un buen trabajo como médico y celebro la existencia de colegas «humanos».
    Un abrazo

      albertoenblogalta respondido:
      05/08/2017 en 23:08

      Gracias Guillermo. La implicación no suele ser una opción. A veces no tenemos herramientas para salir indemnes de esto. Hay que buscar, formarse, reflexionar, pedir ayuda… Gracias porque esto a mí me ayuda!!

    Violeta escribió:
    05/08/2017 en 11:00

    Hola Alberto, me he permitido la libertad de escribir tu entrada en nuestro blog de cuidados paliativos: Carreteras secundarias (dosporlacarretera.blogspot.com). Gracias por tu forma de describir las situaciones complicadas. Un abrazo. Pilar Lázaro

      albertoenblogalta respondido:
      05/08/2017 en 23:04

      Gracias!!! Para mí un honor formar parte de un blog referencia como el tuyo.

    Esperanza Benayas Caño escribió:
    05/08/2017 en 14:22

    Hola, lo mas importante es reconocer que detrás de un usuario mas de la s.s. hay una persona, que necesita complicidad, que quiere que la respeten,la escuchen la vean con ojos de corazón y sobre todo que nos miréis a los ojos para poderos comunicar con una mirada que no os rindáis, que habéis hecho todo lo posible e imposible y que gracias por estar a nuestro lado para decirnos adiós,simplemente con una mirada.Nunca sobrareis, falta mucha humanidad, faltan valientes que acepten que en esos momentos solo nos hace falta una mano que nos acompañe en ese transito, así que GRACIAS POR SER COMO ERES.

    Pilar Loncan escribió:
    06/08/2017 en 08:18

    Gracias por compartir tus vivencias de forma reflexiva y poética, es una forma de acompañar también a las personas que por nuestra profesión estamos ahí.

      albertoenblogalta respondido:
      06/08/2017 en 09:21

      Gracias a ti Pilar. Un abrazo.

    Gema escribió:
    13/08/2017 en 21:13

    Gracias por compartir lo q todos sentimos y no decimos en “esos dias”detras de nuestra bata tan blanca…..q a veces deja de serlo para hacerse negra….

      albertoenblogalta respondido:
      13/08/2017 en 21:19

      Gracias a ti. Detrás de la bata somos lo que somos. Un abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s